Buscar
  • anauj

El Amor en tiempo de Coronavirus

Primera Entrega

Un poco de historia




Soy de familia de inmigrantes, como mucha gente que conozco.

Personas que ante la necesidad de un crecimiento personal y para su familia fueron buscando nuevos horizontes, nuevos cielos, nuevos lugares en donde habitar en paz.

Cada vez que sucede una guerra, se produce el efecto migración.

Siempre existió desde el comienzo de la humanidad el movimiento de población buscando una mejor manera de vivir, o huyendo del hambre, la desolación, y la enfermedad.

Mis papas, Silvia y Julio fueron inmigrantes. Silvia vivió su adolescencia en Italia, un país ocupado, no pudo estudiar porque no había donde, paso hambre, aislamiento, incertidumbre, soledad, miedo, pánico. Su familia que era de La Spezia, papa Atilio, mama Rosetta, y seis hermanos Gianni, Alberto, Paolo, Silvia, Bice, Clara.

Tuvo que ver como su familia se iba separando a medida que iban escapando de su ciudad buscando seguridad.

Paso tiempo aislada sin saber de los demás, tiempo juntos sin saber muy bien que comer, ni que iba a suceder ni cuando.

Existe una anécdota que mi madre me conto, tenían una cómoda llena de porotos, al tiempo de atesorarlos, para comerlos de a poco, se dieron cuenta que algunos tenían un agujerito, esos porotos los apartaron y comieron los que no tenían agujerito. Antes de terminar de comerlos se dieron cuenta que en los porotos con agujerito, el gusano ya había salido, en cambio los otros conservaban el gusano adentro. Solo fue motivo de celebración, habían comido proteínas!!! Y paso siguiente terminaron de comer todos los porotos por igual.

Mi papa Julio cuando estalla la 2da guerra mundial lo encontró en Tivoli, era un joven soltero y emprendedor y se había mudado a Africa buscando mejores horizontes para trabajar. En Italia quedaron su papa Jose, su mama Oti y su hermana Laura.

Allí fue alistado por el Ejército Italiano y su experiencia fue en un frente de batalla, no hablemos de incertidumbre, hambre, aislación, miedo, terror, pánico, muerte.

Llevo en mis recuerdos una historia que escuche contar a mi papa, relato que contaba mirando al vacío, con su mirada perdida, casi como un homenaje a sus compañeros de batalla.

El era Sargento en el Ejército italiano, y tenía tropas a su mando. El paisaje de lucha era el desierto en Africa. Una mañana estaban caminando y sorpresivamente viene un avión volando bajo y ametrallando a su paso, se tiraron al piso, cuando el avión pasó, se paró sobre sus pies, para ver como los dos soldados que caminaban a su lado estaban muertos alcanzados por la metralla.

Todo lo que era vida, un segundo después, no estaba más.

En la historia toda de la humanidad, hubo muchas guerras, muchas pandemias, mucha muerte, ciclos que se cerraron para dar paso a otros ciclos.

Si miramos hacia atrás, el Imperio Romano, creció, se expandió, dominó, para luego caer. Y así Imperios, países, filosofías, religiones hechos a fuerza de invadir, someter, matar, en la creencia de que estaban haciendo bien las cosas.

Hemos tenido dos guerras mundiales, y todos sabemos muy bien como terminaron.

Hace 75 años que terminó la 2da guerra mundial, y que pasó?

Seguimos en guerra.


.../// continuara.....